Contamos con una amplia variedad de minerales y zeolita indispensables en el sector agropecuario como:

Diatomita: son algas microscópicas fosilizadas (compuestas por una pared celular transparente de sílice y una capa interna de pectina); composición unicelular, forma y tamaños variados, provenientes de aguas dulces o marinas y con aproximadamente 5.000 especies conocidas. En los vegetales, la tierra de diatomeas cumple un doble propósito, además de su efecto como insecticida natural, aportan una gran riqueza en minerales y oligoelementos, vitales para el metabolismo de los tejidos, pero generalmente ausentes en suelos empobrecidos o agotados. Otra interesante aplicación de las diatomeas es la de proteger las plantas de la radiación solar al aplicarlo en forma foliar.

Dolomita: fuente especialmente de Calcio y Magnesio,  se utiliza en todo tipo de cultivos, y es tan  importante como los elementos primarios como el Nitrógeno y el  Potasio; pues actúa como corrector de suelos  y a la vez como Por  su alto grado de calcio y magnesio en forma de oxido  (CaO y MgO),  tiene gran capacidad para encalar suelos ácidos y así hacer más  asimilable la dolomita. La dolomita, es ideal para neutralizar  los suelos ácidos, porque asegura  una permanente disponibilidad  para los cultivos.

Yeso: mejora la estructura del suelo, ayuda a reciclar suelos sódicos, previene el encostramiento de suelo y ayuda a la semilla a germinar, produce la des compactación del suelo, disminuye la expansión y agrietamiento del suelo asociado a las arcillas, mejora los niveles de infiltración en suelos, disminuye el pH de los suelos sódicos, corrige la acidez, incrementa el aprovechamiento de enmiendas orgánicas, aumenta la calidad de frutos y previene algunas enfermedades de las plantas, disminuye el efecto toxico de salinidad (NaCl) y ayuda a la conservación de suelo para mantener un campo productivo a lo largo del tiempo.

Zeolita: es un aluminosilicato cuya estructura forma cavidades ocupadas por iones grandes y moléculas de agua con gran libertad de movimiento ambos que permiten el intercambio iónico y la deshidratación reversible. Tiene muchos usos entre ellos en la agricultura, nutrición animal, filtrado de agua y en la industria.

Bentonita: usada como materia prima en los procesos de elaboración de alimento para ganado, es una arcilla tipo mineral, se emplea como aglutinante y diluyente inerte para los nutrientes de alimento.

Fosforita: es una mineral no metálico que aporta fósforo que es elemental para la vida, por lo que este mineral es muy común en el sector agropecuario tanto para la nutrición animal como para las plantas.